Horno Clásico Terracota

HMC
10 Artículos
  • la fabrica de pereruela
  • horno de barro
  • horno de lena
  • oven clay
  • four a boix
  • horno pereruela
  • puerta horno
la fabrica de pereruela
  • ¡En oferta!

Horno de barro de Pereruela elaborado por Alfarería La Fábrica. El modelo Horno Montado Clásico Terracota se caracteriza por su sencillez, el horno de leña está terminado en cemento  color terracota, sobre una base de hormigón, manteniendo su esencia artesana y un acabado rústico y tradicional, que combina perfectamente en cualquier merendero.

900,00 €
Impuestos incluidos
Puerta de Horno
Tamaño de Horno

HORNO CLASICO TERRACOTA

Horno de barro de Pereruela elaborado por LA FABRICA DE PERERUELA. El modelo Horno Montado Clásico Terracota se caracteriza por su sencillez, el horno de leña está terminado en cemento color terracota, manteniendo su esencia artesana y un acabado rústico y tradicional, que combina perfectamente en cualquier merendero.

MODELO:

HORNO MONTADO CLÁSICO TERRACOTA

REFERENCIA: HMC

TERMINACIÓN: Cemento color salmón.

COMBUSTIBLE: Leña

ELEMENTOS:

-        Horno de Barro de Pereruela

-        Puerta de Hierro

-        Tiro de Ø125mm

-        Termómetro de 30 cm. 500º

INCLUIDO:

IVA, Portes, Seguro e Instrucciones de Uso.

CARACTERISTICAS:

Horno de Leña hecho a mano con barro refractario de Pereruela. Se caracteriza por su gran resistencia al fuego se calienta en poco tiempo y el calor se mantiene durante muchas horas. La Fábrica de Pereruela es una pequeña empresa familiar que se encuentra situada en la localidad de Pereruela de Sayago (Zamora), en la Comunidad de Castilla-León, en España. La tradición alfarera, la elaboración de cazuelas, asadores, pucheros y hornos, es un hecho histórico que se remonta a los orígenes del municipio. La Fábrica de Pereruela continúa con una tradición milenaria en la elaboración artesanal de hornos de leña. Tradición, progreso, innovación, eficiencia y calidad nos caracterizan. La arcilla refractaria es resistente a altas temperaturas, consiste en materiales arcillosos naturales, caolín, micas y cuarzos, por ello nuestros hornos necesitan poco tiempo y poca leña para calentarse, la acumulación del calor hace que podamos cocinar durante horas porque el horno se mantiene caliente debido a su cúpula abovedada de una sola pieza y por las propiedades únicas de nuestra arcilla refractaria.

En La Fábrica de Pereruela realizamos nuestros hornos de leña de forma artesanal. Es un proceso de fabricación, lento, cuidadoso y tradicional, todos nuestros hornos están hechos a mano por expertos artesanos con una antigüedad en la empresa de más de 20 años. La cúpula de arcilla es el corazón del horno, es el horno de barro de Pereruela de una pieza sin uniones que se realiza con la técnica del urdido a mano. La altura de la bóveda y su forma parabólica permiten un calentamiento uniforme de la base. El piso de la cúpula del horno tiene un espesor de 50 mm, las paredes del horno de barro tienen 50 mm de grosor. Se realizan a mano durante varios días y se dejan secar al sol español durante más de un mes, posteriormente se cuecen en hornos especiales de programación automática a más de 1000º de temperatura. Con este proceso de fabricación nuestros hornos de leña tienen un grado de porosidad muy alto. La cúpula absorbe la humedad de los productos horneados y la vuelve a liberar lentamente durante el horneado, por ellos las pizzas, panes, asados, son más crujientes.

Terminado y listo para su utilización. El horno de leña para pan, pizza, asados, se entrega como un conjunto sólido y duradero.  El horno de barro de Pereruela se recubre y asila con materiales de primera calidad, varias capas de arcilla refractaria, fibra cerámica y cemento refractario, gracias al excelente aislamiento térmico, se calienta rápidamente, mantiene el calor durante mucho tiempo y hace que consuma muy poca leña, la PUERTA de hierro es especial para los hornos de leña, tiene regulación de entrada de aire para un mejor control de temperatura, además dispone de un CRISTAL anti-calórico. La CHIMENEA con regulación de salida de humo se encuentra en el frontal del horno lo que hace que la cámara interior no pierda calor. El TERMÓMETRO, situado en el lateral del horno nos indica la temperatura más fiable del interior del horno. Toda la construcción se realiza sobre una base de hormigón de 6 cm de espesor. Placa de Hormigón armado con mallazo de acero y enganches en las esquinas para facilitar su movilidad y colocación.

El horno de leña acabado se caracteriza por su resistencia frente a cambios climáticos. Todos los hornos tienen un tratamiento especial hidrófugo por lo que se pueden instalar tanto en interior como en exterior.

PRECIOS EN FUNCION DEL TIPO DE PUERTA.

Todos nuestros hornos y hornillas están montados con puertas de hierro especial para hornos de leña. Puede ver sus características en el apartado accesorios de horno, y resumiendo tiene mayor dimensión de apertura, facilita el manejo del horno, es más fuerte y mejor proporcionada. Puede escoger entre tres modelos de Puerta.

Puerta Especial Cristal. De Hierro Forjado con Cristal.

Puerta Fundido Fabrica. De Hierro Fundido.

Puerta Fundido Fabrica Cristal. De Hierro Fundido con Cristal.

CONSEJOS DE USO. Con el horno de leña le enviamos las instrucciones de uso basadas en los siguientes principios:

PRIMERO y muy importante es que el horno esté seco, antes del primer uso es necesario hacer fuego en el horno, 1 vez al día durante 5 días consecutivos, aumentado su intensidad cada día.

SEGUNDO, encendemos el horno. Para que la combustión sea mejor, siempre encenderemos el horno con LA PUERTA Y LA CHIMENEA ABIERTA.

Debes meter leña despacio y de varias veces. Primero un poco de leña, cuando se consuma otra poca y así sucesivamente, de esta forma conseguirás que el horno alcance la temperatura ideal mucho antes y, sobre todo, podrás controlar la temperatura. El tiempo de calentamiento y preparación del horno puede variar entre los 45 y 60 minutos.

Hay que destacar la importancia del TIPO de LEÑA siendo las más adecuadas sarmiento, las escobas, el ramaje o canutillo de la encina, madera de pino o cualquier otro tipo de leña que haga llama, porque es la LLAMA, al incidir sobre la cúpula, la que calienta el horno.

TERCERO. La Temperatura.

El termómetro y el truco del abuelo.

Por la forma de instalar el termómetro, además de la inercia térmica del conjunto, como regla general, debemos dejar de atizar el horno cuando el termómetro marca 150 grados, ya que, a partir de este momento, el horno va a seguir aumentando su temperatura aún sin introducir más leña y habiéndose apagado las llamas. El termómetro tiene una longitud de 30 cm y entra dentro de la cúpula del horno, por lo que al principio la LLAMA del fuego, al incidir sobre el termómetro hace que la temperatura que nos marca es muy grande, no es la temperatura del horno, es la temperatura de la LLAMA, a medida que el horno se va calentado, la temperatura del termómetro baja y se estabiliza, ahora ya tenemos la temperatura del horno.

La otra fórmula para averiguar el momento en el que el horno está caliente es mediante la observación del color interior. Cuando el horno está apagado y aun cuando lo enciendas, toda la cúpula y costados estarán negros debido al humo y a los usos anteriores, pero a medida que se va calentando y cuando se aproxima a la temperatura ideal, va a ir adquiriendo una tonalidad, primero grisácea y luego blanca que avanza desde la zona superior hacia los laterales, es en ese momento cuando debes dejar de atizarlo y comenzar el asado.

Para hacer el asado debes cerrar la puerta y el tiro para que guarde el calor y no entre aire que reavive las llamas. Si quieres ver cómo está el asado, abres unos segundos la puerta y miras. El horno guarda 12 horas el calor y no se va a enfriar porque abras la puerta varias veces para ver el interior.

CUARTO: Aprovechar el calor.

Como el horno se mantiene durante varias horas caliente, después del asado puedes meter un puchero para hacer un rico cocido, unas alubias, unos garbanzos y así de fácil tendremos preparada la comida del día siguiente. A media tarde podemos hacer tartas, bizcochos, pastas... Incluso por la noche dejamos dentro del horno unas manzanas, pimientos…. Y por la mañana las tenemos asadas.

TODO TIPO DE ASADOS. En nuestros hornos puedes hacer no sólo increíbles pizzas doradas y extra crujientes, es perfecto para hornear pan, también todo tipo de asados, carnes, cordero, cochinillo, pollo, pescados, puedes hacer galletas, pasteles, tartas, cualquier tipo de repostería, y con el calor residual un puchero de cocido a fuego lento, legumbres, verduras. Con nuestros hornos conseguirás un sabor inigualable por las propiedades únicas de nuestras arcillas refractarias.

En La Fábrica de Pereruela elaboramos todos nuestros productos de forma artesanal. Todos los productos que elaboramos están hechos a mano lo que le confieren una personalización e individualidad propia a cada producto.

Los productos que elaboramos y vendemos, son productos artesanos, a menudo pueden presentar características de los materiales naturales que se utilizan en su fabricación. Estas características, tales como variación en las vetas, en la textura, en la medida y en el color, no tendrán la consideración de defectos o taras. Al contrario, debería contarse con su presencia y apreciarlas. Únicamente seleccionamos los productos de la máxima calidad, pero las características naturales son inevitables y deben ser aceptadas como parte de la apariencia individual del producto. Cada horno es único y exclusivo.

COLOCACIÓN.

El horno que nosotros le enviamos se coloca sobre apoyos de obra que usted debe tener habilitados al efecto.

Estos apoyos forman una base cuadrada que ocupará 1 m2 en planta con 90 cm. de altura.

CUIDADOS.

Todos los hornos tienen un tratamiento hidrófugo. Los hornos montados para su perfecto mantenimiento es aconsejable darles una capa de líquido hidrofugante al menos una vez al año sobre todo en zonas que llueve mucho.

GARANTIA. FABRICANTE.

LA FABRICA DE PERERUELA

Alfarería “La Fábrica” de Pereruela le está proporcionando un producto de primera calidad GARANTIZADO en base a los siguientes principios:

Propiedades únicas del barro refractario de Pereruela.

Amplia experiencia en el proceso artesanal de elaboración.

Máximo control de la cocción en horno de programación automática.

Altos niveles de selección del resto de materiales constructivos.

Exhaustivo control sobre cada una de las piezas terminadas antes del envío

ENTREGA E INSTALACION.

Los hornos se enviarán por agencia de transporte, toda la mercancía está asegurada. La entrega del horno se realiza en la puerta de la dirección del cliente y NO INCLUYE LA COLOCACIÓN.

El transportista le llamará previamente por teléfono para coordinar con usted la entrega. El horno se lo enviamos encima de un pallet, con un peso aproximado de 800 kg. Los camiones de reparto tienen una plataforma elevadora con la que se descarga el horno. El transportista puede mover el horno con un transpaleta siempre que el suelo sea firme, asfalto, hormigón, (nunca arena, gravilla o césped) no puede haber desnivel ni escalones. NO ESTA INCLUIDA LA COLOCACIÓN.

CAPACIDAD – MEDIDAS- PESO

medidas horno

Marca
La Fábrica de Pereruela
Plazo de entrega
10 DIAS
Garantía
Horno de barro de Pereruela